Opositores

Nosotros, los opositores, a veces sentimos que no nos movemos, que el tiempo pasa y seguimos siendo estáticos. Mientras que amigos y familiares emprenden nuevos retos, cambian de trabajo, se aventuran en un país extranjero… nosotros seguimos en la misma mesa con los mismos apuntes.

Sin embargo, cada día al parar el despertador y alzarnos crece nuestra determinación, nuestra perseverancia y constancia aumentan, nuestro sueño se acerca, pero eso no lo vemos y, a veces, caemos en la desesperación. Hay días que cambiaríamos el rumbo, optando por uno más factible a corto plazo, pero sabemos que el tiempo pasa de igual modo y que la vida es una carrera de fondo. Igual que se entrena para poder completar una maratón, entrenamos nosotros nuestra mente, con miles de sinapsis nuevas cada día. Nos movemos, amigo opositor. En nuestro interior recorremos decenas de kilómetros en una misma mañana.

Por ello, no hay que impacientarse, los cambios más profundos son aquellos que no se perciben rápidamente, que no se pueden materializar, para un día dar el gran salto. Haciendo referencia a Nietzsche, seamos valientes y no dejemos de soñar.

“Antes soñaban con llegar a ser héroes; ahora sólo son gozadores. La imagen del héroe les causa espanto y pesadumbre. Pero, en nombre de mi amor y de mi esperanza, yo te conjuro. ¡No arrojes lejos de ti al héroe que hay en tu alma! ¡Santifica tu más alta esperanza! Así hablaba Zaratustra” Del árbol de la montaña.

No nos acomodemos, no vayamos, nosotros no, a lo fácil, a lo realmente estático que es dar muchos pequeños saltos sin dirección alguna, sin fundamento. No hagamos un círculo, crea una recta.

“Porque tú tienes el poder 
Tú tienes en tus manos la fuerza del ser 
Tú puedes hacer todo lo que quieras 
Tú puedes llegar a donde sueñas 
Yo sé que tú puedes, puedes, puedes.”

Donde convergemos, Alejandro Sanz.

Protege tu sueño, protégelo de los que tiran a dar, de los cortos de miras, de los que no confían ni en sí mismos, de las moscas… Protégelo y sigue tu propio combate, mas el mayor enemigo eres tu mismo. No dejes de resguardarlo porque como dijo Walt Disney:

Si puedes soñarlo, puedes hacerlo.

Sanlppms.

https://www.youtube.com/watch?v=L1GAv4H9eoU

Anuncios

ADOLFO SUAREZ, quien de la política hizo arte.

Hoy ha fallecido quien fue el primer Presidente de Gobierno de España tras el Franquismo. Le tocó pilotar la época más interesante en la historia política de un país, la Transición de un régimen dictatorial a uno democrático. Con la fórmula de ruptura pactada, la Ley para la Reforma Política de su compañero Fernández Miranda, es una obra de arte jurídica, en un folio, sin salir de la legitimidad del propio régimen, instaurar uno nuevo. Impresionante. Digno de admirar si somos conscientes de las dificultades que tuvo que vadear.

Fiel siempre a la Democracia, quería escuchar y que pudieran ser escuchados todos los partidos políticos, y considerar también sus ideales. Tal vez, por este mismo carácter democrático tan marcado no tuvo grandes aliados políticos. Algunos no se fiaban de él por su propio pasado franquista, y otros sentían miedo por sus grandes avances y propuestas. No estaba definido, no defendía a ultranza nada más que la Democracia, y eso asustaba y asusta. En este aspecto, no me puedo sentir más identificada. No quiero definirme, no quiero cogerme de la mano a ningún pensamiento para dejarme arrastrar con todo el rebaño. Es más difícil vivir y contestar cuando te preguntan esperando una respuesta única, y es que no la hay. Recordando a Nietzsche, ninguna valoración es en sí misma universal o absoluta.

Y por todo ello, Suárez anduvo con pies de plomo, de la única manera que pudo hacerlo si no quería avivar las divisiones, aún existentes hoy en España. Y sí, muchas personas dicen que pudo hacer más, y él mismo no se llegó a sentir conforme. Sin embargo, con tan poco tiempo resolver temas por consenso como el de las Autonomías, si lo llegan a hacer… hubiera sido todo un prodigio. Tema que aún no está resuelto, y temo que no tienen energía los que mandan hoy en día para ponerse manos a la obra. Sí, una gran diferencia son las ganas de trabajar con las que contaban los políticos en el ’77 respecto a los actuales.

Amante de la CONCORDIA, consciente del valor del CEDER para poder ganar todos en conjunto, un gran orador que elevaba a LITERATURA sus discursos. Afiliado de la CONVIVENCIA, incondicional de la DEMOCRACIA. “Gracias a todos por todo”.

Gracias Adolfo Suárez.

Sanlppms.

“Creo que tengo fuerza moral para pedir que en el futuro no se recurra a la inútil descalificación global, a la visceralidad o el ataque personal, porque creo que se perjudica el funcionamiento de las instituciones democráticas”.
El 29 de enero de 1981, Adolfo Suárez en un mensaje por televisión al país anunciando su dimisión.